|

Exposición de motivos

Tener una opinión es, quizás, el derecho más fundamental del ser humano. Desde temprana edad, comenzamos a formar opiniones. A lo largo de nuestra vida, nos enfrentamos a situaciones donde nuestras opiniones son discutidas o incluso censuradas, y en algunos momentos, optamos por el silencio. Sin embargo, nuestra esencia crítica y reflexiva nunca se apaga; siempre mantenemos nuestra propia opinión.

La historia nos ha mostrado que los períodos más oscuros en las sociedades están marcados por intentos de suprimir el pensamiento independiente y la libre expresión, llegando a puntos donde expresar una opinión podría considerarse un delito. Y en nuestra vida diaria, las diferencias de opinión son a menudo el núcleo de muchas discusiones.

En Opinatorio, valoramos la libertad de pensamiento. Creemos que, siendo el derecho a opinar tan esencial para el ser humano, no tiene sentido intentar encasillar las opiniones o dirigirlas por un camino preestablecido. Por eso, no tenemos una línea editorial definida y no seleccionamos a nuestros colaboradores basándonos en su ideología política, profesión, aficiones o preferencias tecnológicas.

Te animamos a leer a nuestros colaboradores y a formar tu propia opinión sobre sus palabras. Siempre con el entendimiento y el respeto hacia las ideas y perspectivas de los demás.

Please complete the required fields.
Por favor indícanos por qué deseas reportar este contenido




LEE TAMBIÉN:  Concepciones prefabricadas que tenemos acerca del amor

Publicaciones Similares