¿Merece un artista hacerse rico con su trabajo?

Durante todo el mes la noticia de que Taylor Swift retiró todos sus discos de Spotify ha ocupado mil y un titulares diferentes, es tanto ya el ruido generado por esto, que parece que ya no se puede hablar de Spotify o de música en streaming sin hablar del movimiento de la cantante pop. Taylor Swift es increíblemente popular en estos momentos, desde el disco de Britney Spears ‘Oops I did it again’ por allá hace muchos años, cuando los treintañeros de hoy eran adolescentes, ningún otro disco había vendido tantas copias en su primera semana. Esto nos habla de dos cambios importantes en la industria de la música: por un lado ya no hay casi estrellas pop de magnitudes nivel Nsync, que muevan tanto público; y, ya la gente no compra discos como antes.

Los quinceaeñeros de hoy probablemente nunca han visto un CD, las generaciones actuales están acostumbradas a pagar por servicios y no por bienes. Netflix y Spotify son una prueba de ello del lado del cine, la TV y la música. Los servicios de almacenamiento en la nube son otra cosa que ha cambiando como almacenamos nuestros datos, preferimos pagar una suscripción al mes en un sitio como Dropbox que comprar discos duros para respaldar nuestros archivos. Ya no se siente que valga la pena comprar un videojuego en físico cuando solo viene un disco en una caja, si es más fácil y barato comprar una copia digital. Todo en la nube es el futuro, y las generaciones actuales solo ven un futuro digital, no uno de coleccionar objetos.

Hacerte rico vendiendo copias de tu trabajo

La industria de la música es un fenómeno bastante extraño para empezar, ¿que otros artistas pueden hacerse ricos vendiendo copias de su trabajo? Hay actualmente tantos músicos de pacotilla que venden y venden discos y canciones, y en vivo son terriblemente malos. El resultado de la mezcla y remezcla de sonidos en un estudio los hace sonar bien, cuando en persona suenan terriblemente mal. Venden una mentira. Nadie se merece hacerse rico con su trabajo, y esa es la realidad. Todos tenemos derecho a intentarlo, pero no un derecho natural a recibir ganancias por lo que hacemos, si esto fuese así el mundo sería una utopía de igualdad y premio a las labores de todos por igual.

A mi me gusta la música de Taylor Swift, no me encanta, pero me parece divertida. Ahora, esta chica ha dicho cada cosa tan abismalmente tonta que me dan ganas de llorar. Primero que ella está segura de que la gente disfruta más la música si paga por ella. Hey Taylor, cuando escucho la radio disfruto igual una canción que me gusta que si pago 1000 dólares por el single. Lo que probablemente quiso decir es que ella disfruta más cuando alguien paga por su música. Probablemente…

También ha dicho que la música en streaming le parece un experimento que sin éxito. Taylor, la música en streaming es el futuro. La gente ya no piensa que gastarse 10$ o más por un disco sea práctico. Si puedes pagar una suscripción mensual del mismo precio por Spotify y escuchar todo lo que quieras. Spotify paga por reproducción de canciones, y aunque es mucho menos que lo que podría ganar un artista vendiendo 1 millón de discos, sigue siendo para miles de artistas la mejor manera de darse a conocer y ser descubiertos. No todos son unas máquinas pop de mercadotecnia mainstream conocidos hasta en la luna como Taylor. Internet ha hecho populares a muchos artistas que en otra época hubiesen permanecido enterrados en el olvido de por vida.

Hay muchísima música que descubrir esperando por nosotros. No todo el mundo tiene 10$ para comprar 10 discos de sus 10 artistas favoritos todos los meses. Yo escucho música de cientos de bandas diferentes gracias a servicios como Spotify, si tuviese que comprar cada canción a 1$ o cada disco a 10$ o más, simplemente no escucharía casi nada. Los músicos verdaderamente buenos mueven público y pueden hacerse ricos por otro lado, como vendiendo ENTRADAS A SUS CONCIERTOS. No, ser talentoso y bonito no te da un derecho divino a hacer millones de dólares vendiendo copias de tus discos. No, el streaming de música no es un experimento fracasado, es la realidad actual y deberían adaptarse. Y, no, no disfruto más la música si pago por ella, la disfruto más cuando es buena.

Y para citar las palabras de un músico serio de verdad:

Lo importante es que escuchen tu música, no importa como . Dave Grohl.

enhanced-19372-1415984483-27

Etiquetas:,

Un comentario