El siguiente escrito yo lo tomaría como un servicio público. Un recordatorio de que las cosas desagradables no le ocurren únicamente a los demás sino que a veces uno se saca la lotería, y no precisamente el Lotto Florida. Corría el mes de mayo del año pasado cuando fui a tomarme una muestra para mi […]